domingo, 3 de junio de 2007

POESÍA BRASILEÑA:
AMBROSÍA
POEMA: JOSÉ GERALDO NERES, Brasileño, especial para el Boletín Virtual
ARTE: FLORIANO MARTINS
TRADUCCIÓN DE MARTA SPAGNUOLO


sentir el ritmo
y sumergirse en el cántico de las aguas
el grito
revela el paladar-líquido del rocío-carne
moldura inclinada sobre un cáliz de música y palabras

el cuerpo sudado
moldura del agua
bebe naturaleza
un acuario solloza
su cuerpo desierto

riacho de la luna guerrera
pez y fuego
en la moldura
el día en el vientre
del centauro negro
flecha humedecida
en la aurora boreal

en la barranca
pintura de miedo
perfume de luna
con trenzas de árbol
tejo un columpio
y bailo en las estrellas
la ronda de los sueños

delirio plateado
protesta callada de una geisha
orquídea con máscara de rocío
sentencia despedidas
(temporal de sake)

cántico en la órbita azul
verbo de tambores
y silencios
agua en la caza
de un sagitario
y laberintos
grito las melodías
del Vesubio
esfinge siembra
el noveno girasol
en el reloj lunar

con vestes estelares
dragones en la cintura
las caras de la luna
en el peregrino dorso
en la acuarela
gritos
destrozan
girasoles

cautivos
en sueños verdes
amaru y sade
en versos
cáliz cuerpo
cálido convexo
guirnalda mítica
cantiga tenue
madrugada
desnuda
Médula
ser libertino
se mezcla con líquido
en mañoso éxtasis
el deleite acompasa el desatino
tatúo un poema en su dorso
manifiesto silente de misterios
la madrugada estimula tramas
estrellas juegan en el espejo del alma
rocío
el paladar del amanecer
son versos en papiro inmaculado

el sexo grita
los dolores del arco iris
espasmo secular
gotas insanas
relieve sin tramas

busca el cuerpo dentro de sí
en actos de salvajería
se rasgan
susurros
en el octavo día semanal
la madrugada extasiada
se baña en el néctar uterino
de la madre tierra

rozar arco iris
con dedos cristalinos
susurrar palabras extintas
en el diccionario de la selva carnal
puñal aterciopelado
bálsamo en cicatriz azul
ingenuo instante
poema bilingüe
modela nubes de algodón

con las lágrimas
la cara mezclada
lava otras caras
el mar salvaje
se curva
escultura desnuda
cruda de secretos

fantasmas se entregan a la noche
el día besa
la cara de la madrugada

estrella marina
acuario de viento
gota tejedora
suspendida
(ojos-tempestad)
el seno lunar
contornea el rocío
piedra de fuego
late en la acuarela-vientre
génesis

un puñal
onírico
tatúa en la
película
del
cuerpo
diecisiete piedras
recorren el castillo
en las
sandalias de la luna

sus pecados
parto por la mitad
sin ningún esfuerzo
las sobras de sus actos
las dejo para el juicio
de su amada
eso
si aún le queda alguna

en el lecho
silueta
sol de labios místicos
en la puerta
el son me llama a bailar
reina-mujer
cabalga y alimenta
tatúa su mapa
en este peregrino
en la barca-deseo
el sudor de la noche
sin estrategia
sin miedo al mañana
me entrego
oh cazadora!
Avalón
se dibuja en la savia
navego



Muerdo la noche
y los espejos de luz – mujer
retazos
de palabras carnívoras
en el tiempo de sombras
cuerpo
laberinto de mis ojos
la música de su vientre
revela las puertas de la muerte
abrazo esa melodía
la savia de una estrella
y siento la canción del silencio
correr por el cuerpo
un beso
recibe la primera gota de rocío
me alimento de su sonrisa
ofrenda de sangre

1 comentario:

FUNDACIÓN SALOMÓN BORRASCA dijo...

CUANDO TU TE VAYAS

Cuando tu te vayas
quizá en el verano
allá en la distancia
morirá el ocaso.
Si te vas me matas
el invierno es largo,
desde la ventana
te alzaré los brazos.

SALOMÓN BORRASCA